Un puesto de comida callejera es premiado con el galardón de alta cocina

Compartir

El reconocimiento a este puesto de comida callejera desmiente la leyenda de tener que donar un órgano para poder pagar la cena de un restaurante con estrella Michelin.

No todos los restaurantes bendecidos por la varita de la alta cocina son caros, y prueba de ello es este puesto de comida callejera, el Hong Kong Sauce Chicken Rice and Noodle, el cual ya está incluido en la guía Michelin.

Chan Hon Meng, dueño de este puesto callejero, lleva más de 35 años dedicándose a la preparación y venta de comida rápida en las calles de Singapur, elaborando comida con una maestría digna de admirar y de aguantar las largas colas que se forman delante de su pequeño establecimiento.

Un chef ambulante que ha saboreado las mieles de verse llamada a la cena de gala preparada por Michelin, siendo el único motivo la excelencia del sabor de su comida, la buena materia prima de los productos con los que trabaja y la magnífica perfección culinaria de este cocinero.

Porque, según Michelin, si la comida es buena, poco importa el establecimiento.

©TheGuardian