El champán, ahora en una máquina expendedora sólo apta para adultos

Cristina Romero

¿Cómo? ¿Qué dices? ¿Que vas a esperar a la próxima Nochevieja para brindar con champán porque no te ha dado tiempo a hacerlo este año? No sabes lo que dices. La solución a tus problemas la tiene esta máquina expendedora que, lejos de ofrecer patatas, cacahuetes, zumo de melocotón y botellas de agua, te permite elegir el champán que prefieras.

Se trata de la típica noticia que te dan el Día de los Santos Inocentes y te echas unas risas viendo las caras de incredulidad de tus víctimas, pero es tan real como la vida misma: una máquina expendedora a rebosar de Moët & Chandon en el piso 23 del Mandarin Oriental Hotel de Las Vegas.

La oportunidad, algo alejada en especio geográfico, para quienes no tuvieron tiempo de brindar en la última noche del año o para quienes, simplemente, quieren volver a hacerlo a diario por sólo 20 dólares la botella.

Si estamos acostumbrados a que nos sirvan Moët & Chandon de las manos expertas de un sumiller, tendremos que ir cambiando la mentalidad porque esta botella te la sirves tú mismo de una máquina expendedora.

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD